12 dic. 2008

Los Estudiantes del CFGS de Animación Sociocultural del IES Orellana de Trujillo (Extremadura) toman la biblioteca

El Francisco de Orellana revitalizará su biblioteca a través de un proyecto Las protestas del alumnado surten efecto

Una biblioteca con fondos de libros encerrados bajo llave en armarios y con mobiliario obsoleto.



Así es como se encuentra estas dependencias del Instituto de Educación Secundaria Francisco de Orellana. Además, tiene carencias de ejemplares relacionados con la literatura juvenil. Ante esta problemática, la nueva dirección del centro ha presentado un proyecto a la Junta de Extremadura para «reactivar» esta biblioteca. Su intención es que no sólo se convierta en un lugar de estudio y de consulta, sino también una zona «dinámica» donde se fomente la lectura.

La directora del instituto, Marisol Balboa, señala que el primer paso es la renovación del mobiliario para hacerla «más atractiva». También se pretende adaptar un sistema informático.


Todo ello irá unido a la ampliación de fondos con publicaciones dirigida especialmente a los alumnos.

Actividades

La recuperación de la biblioteca como un espacio de lectura pasa por la participación de los docentes. Por ello, la directora señala que algunas asignaturas y tutorías se dedicarán a que los estudiantes tomen contacto con estas dependencias. Además, integrantes del módulo de Animación Sociocultural harán prácticas con la realización de actividades de animación a la lectura.

Balboa también espera que se formen equipos de estudiantes para colaborar en la organización, con la catalogación de libros, con recomendaciones o con la realización de préstamos, entre otros.

Otras de las ideas es ramificar la biblioteca por el centro. De esta forma, se está estudiando la posibilidad de crear puntos de lectura por distintas zonas del instituto, con libros y revistas que pueden ser de interés para el alumno. «Nuestro objetivo es que sea un espacio vivo en el centro», añade.

Aula de orientación

Mientras esperan la subvención de la Junta para poner en marcha este proyecto, la nueva dirección del instituto ha comenzado otra iniciativa.



Se trata de 'un aula de convivencia'. Está dirigida a los alumnos con graves problemas de indisciplinas y que son reincidentes. En este lugar, profesionales especializados «reflexionan con el joven sobre su conducta» y se trabajan las habilidades sociales para intentar corregir esos problemas.


También se intenta arrancar un compromiso por parte del estudiante. Marisol Balboa detalla que con este proyecto, se quiere dar solución, de un modo diferente, a una posible problemática. Matiza que, además de participar en este aula, los alumnos indisciplinados reincidentes pueden tener una sanción. Las protestas de los alumnos del IES Francisco de Orellana surten efecto.


El 3 de diciembre se negaron a entrar a clase por los problemas de la calefacción del instituto. Ahora, la directora del centro, Marisol Balboa asegura que tiene el compromiso de la Junta de Extremadura de que en la época vacacional de Navidad comenzará la reforma de la calefacción con el arreglo de radiadores y tuberías. También está previsto, que, más adelante, se mejore el aislamiento de algunas aulas, con el cambio de puertas y ventanas.


Fuente

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...