10 abr. 2007

El Teléfono del Menor detecta un aumento de las llamadas por acoso escolar

El Teléfono del Menor detecta un aumento de las llamadas por acoso escolar

Aqui esta la noticia

Qué es Anar: La Fundación Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo es una organización sin ánimo de lucro. Sus orígenes se remontan a 1970. Desde entonces se dedica, en el marco de la Convención de los Derechos del Niño de Naciones Unidas, a la promoción y defensa de los derechos de los menores en situación de riesgo y desamparo, mediante el desarrollo de proyectos tanto en España como en Latinoamérica. La organización lleva trabajando desde sus inicios con los Hogares Anar, casas de acogida para niños y adolescentes carentes de un ambiente familiar adecuado. La Fundación Anar es miembro de diversas redes: la Plataforma de Organizaciones de Infancia; la Asociación Española de Fundaciones; la Plataforma Estatal de Voluntariado; la Federación de Voluntariado de la Comunidad de Madrid; la Coordinadora de Oenegés para el Desarrollo, y la CHI. (Plataforma Internacional de Líneas de Ayuda para Niños y Adolescentes. Desde febrero del 2003 cuenta con una sede en Segovia.

Servicios telefónicos de ayuda: En 1994 se abre el Teléfono del Menor de Anar (900 20 20 10). Se trata de una línea de ayuda gratuita, confidencial y que opera en todo el territorio nacional las 24 horas del día durante todos los días del año. Esta prestación ofrece de forma inmediata a los menores una ayuda psicológica, social y jurídica, cuando éstos tienen problemas o se encuentran en situación de riesgo. La Fundación cuenta además con la Línea de Adulto (600 50 51 52), un servicio de atención gratuito dirigido a aquellos mayores que necesitan ser orientados en temas relacionados con menores (padres, profesores, vecinos...).

Llamadas atendidas durante el 2006. La Fundación Anar atendió en toda Castilla y León 26.079 avisos, de los que 6.794 procedieron de Segovia. El peso relativo de los casos segovianos aumenta año tras año, ya que en el 2005 supuso el 21 por ciento, y un curso más tarde el porcentaje ha crecido al 26 por ciento.

Sistema de Orientación Especial: Se pone en marcha cuando alguna de las llamadas requiere la intervención de alguno de los departamentos profesionales, ya sea el jurídico, el psicológico o el social e incluso varios a la vez. En Segovia se requirió esta prestación en 64 casos el año pasado.

Avisos de la Línea del Menor. La mayoría (el 22 por ciento) responde a traumas relacionales con la familia o con amigos. Le siguen los casos de acoso escolar (18 por ciento). Los problemas sentimentales y los escolares, cada uno con el 11 por ciento, ocupan los siguientes puestos en el 'ránking'.

Un tono... dos tonos... Alguien descuelga el auricular. 'Llamas al Teléfono del Menor de la Fundación Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo (Anar), ¿en qué puedo ayudarte'. Es una voz de mujer, joven, serena. Su interrogación queda por unos minutos sin respuesta, pero insiste, segura y consciente de que la persona que ha comunicado con ella desea decir algo. Y, cuando obtiene la respuesta, el mecanismo de la comunicación y la confianza obra el resto. Misión cumplida.

La voz es su principal arma. Los interlocutores han de modularla de tal forma que siempre trasmitan calma a quien está al otro lado de la línea. Deben tener el tacto adecuado y la paciencia suficiente para acertar con un diagnóstico complicado y atinar con la respuesta más oportuna.

El funcionamiento es tan básico como teclear un número de teléfono -el 900 20 20 10- y contar qué es lo que ocurre, qué preocupación puede ser tan asfixiante que lleva a una persona a confesárselo a un extraño que está al otro lado del teléfono. Es la Línea del Menor. Un servicio promovido por la Fundación Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo (Anar). Esta prestación cumple ya cuatro años de funcionamiento en Segovia a través de una delegación que fue pionera en la comunidad autónoma en ofrecer este tipo de apoyo a través de la vía telefónica.

En este tiempo, sus responsables han detectado un notable aumento de los casos de acoso escolar. El denominado 'bullying', que consiste en situaciones de abuso entre los propios compañeros, cada vez está más presente en el cómputo anual de las llamadas que recibe Anar en la provincia segoviana.

El informe del año pasado confirma el aumento de estos casos denunciados a través del Teléfono del Menor, que ya suponen el 18 por ciento de los avisos atendidas por esta organización, tanto en lo que respecta al funcionamiento de la llamada Línea del Menor como a través de la Línea del Adulto, según comenta la delegada de Anar en la provincia, Natalia Fernández. Ésta última está destinada a profesores, padres o parientes menos próximos del niño.

La responsable segoviana destaca como principal conclusión del balance de la actividad desarrollada por la Fundación Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo durante el 2006 el citado incremento de las llamadas motivadas por situaciones de violencia y de acoso en las aulas.

De hecho, en los últimos dos ejercicios estos avisos se han triplicado, pasando de representar el 6 por ciento en el 2004 al 18 por ciento de las llamadas registradas el curso pasado, según se observa en el resumen de Anar. Fernández matiza que los mayores que llaman preocupados ante situaciones de violencia escolar necesitan ser derivados a los recursos legales y sociales adecuados.

Las dificultades en las relaciones siguen a la cabeza, un año más, de las causas que llevan al niño a marcar el teléfono de la fundación. El 22 por ciento de las llamadas atendidas a través de la Línea del Menor corresponden a problemáticas derivadas de dificultades a la hora de comunicarse, tanto con la familia como con los amigos del entorno más cercano.

Natalia Fernández apunta una posible razón desencadenante de estos problemas. Para la delegada segoviana la preadolescencia se ha adelantado y los trastornos emocionales y las dudas que antes aparecían a los 17 años surgen ahora entre los 10 y los 14.

Segovia acapara la mayor parte de las conexiones que tramita el Teléfono del Menor en la comunidad autónoma, con el 26 por ciento de las llamadas. La mayor implantación de este servicio justifica este mayor peso en el recuento final.

Además, si se observan las estadísticas de otros años, se deduce que Anar ha visto cómo se ha incrementado el número de comunicaciones recibidas. Mientras en el 2005 se atendieron 5.759 llamadas, el curso pasado la cifra se elevó hasta las 6.794, lo que representa un notable incremento del 18 por ciento en tan solo un año.

Si las cifras parecen frías y lejanas, se pueden manejar de tal forma que pongan de manifiesto la utilidad de un servicio como el que presta el Teléfono del Menor al deducir la frecuencia de avisos que recibe. Con los datos del 2006, se puede decir que esta ayuda telefónica registra más de 18 llamadas de media al día procedentes de niños segovianos.

La delegada de la Fundación Anar en Segovia apunta que hay un porcentaje de las comunicaciones que se reciben que activa el denominado Sistema de Orientación Especial. Esto quiere decir que dichas consultas precisan la intervención de alguno de los departamentos profesionales con los que cuenta la agrupación, ya sea el psicológico, el jurídico, el social, o varios a la vez, en función de la problemática.

En Segovia, el año pasado se contabilizaron 64 llamadas que requirieron la puesta en marcha de alguno de estos servicios específicos, 14 menos que en el 2005. De ellas, 49 procedieron directamente de la Línea del Menor.

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...